domingo, 13 de diciembre de 2009

Escucha.


Quédate callada un momento,
Déjame que te diga qué siento.
Mírame a los ojos, no te miento.
Por favor, cállate un momento.

Te quiero y me es inevitable,
Aunque sé que eres inalcanzable,
Y si por ello yo soy culpable...
Seré preso de lo impensable.

Ardo en deseo de tenerte.
Como al verde, miedo de perderte,
Como fuego, miedo de amarte.

Sólo debes de querer vivirlo,
Pero, para ello, debes decirlo:
Decir que tú deseas sentirlo.

Sentir el amor.


Jael R.

3 comentarios:

  1. oixx este poema cuando lo leí en su tiempo , me pareció precioso y sigo manteniendo mi palabra!
    sin mas...me encanta!

    ResponderEliminar
  2. comeeeeeeento alaa:$
    te kejarass
    unbesoo jaeelll(L)

    ResponderEliminar
  3. aiix! que bonito de verdad que me encanta
    sigue asi jael...^^

    ResponderEliminar